Marzo 2023: “Credit Suisse, ¿Algo por aprender?”

Escrito por

websalia

Publicado

Ir a Noticiascartas 2018, Carta-2020, Cartas 2019, Cartas-2021, Carta-2008, Cartas - 2009, Cartas-2010, Cartas - 2011, Cartas-2012, Cartas-2013, Cartas-2014, Cartas-2015, Cartas-2016, Cartas - 2017

Estimado amigo,

Llevo varios días intentando escribir la carta y, la verdad, es que mi intención era evitar el tema del colapso bancario que estamos viendo estos últimos días, pero al final no me he podido resistir.

Como siempre, voy a intentar sacar algo positivo de todo lo acontecido y ver si podemos aprender algo al respecto.

Lo primero que quiero compartir, es que los mercados financieros siempre están expuestos a miles de hechos relevantes que suceden a diario. El ser humano lógicamente solo suele retener y centrarse en los negativos. En momentos como estos, con dificultad recordamos todos los buenos momentos y grandes compañías que nos rodean y que están a nuestro alcance en el mercado de capitales. Al final, por mucho que nos quieran convencer de que el mundo cada día va peor, la realidad es que todos los datos macroeconómicos y sociales, son cada año, mejores.

Volviendo a la situación actual, hace tan solo unos días, mi querido amigo J.J. me envío un artículo del Wall Street Journal que hacía referencia a los cinco analistas de Goldman Sachs que, en octubre del 2001, después de tener extensas conversaciones con el top management de la compañía, escribieron una publicación de 11 páginas titulada: “Enron still the best of the best”. Tan solo unos días más tarde, Enron se convertía en la bancarrota más grande de América. Como muchos habéis visto, la portada de dicha publicación está enmarcada y colgada en el baño de mi despacho. Estoy seguro de que los analistas de Goldman con su publicación de Enron tenían un nivel de confianza enorme sobre la compañía.

Por otro lado, tener conocimiento es básico en la vida para la toma de decisiones, pero últimamente parece que en el sector financiero el exceso de conocimiento se está convirtiendo en algo poco saludable. Los traders trabajan rodeados de pantallas llenas de números y gráficos, los gestores de los fondos consultan miles de publicaciones, datos y opiniones de analistas y muchos pagamos más de USD 30.000 al año por tener un terminal de Bloomberg.

¿Sabías que, en un estudio reciente, de los 10.821 analistas de acciones en Wall Street, tan solo el 6% tiene una recomendación de venta?

El mundo digital, liderado por los “finfluencers” y las redes sociales, también está convirtiéndose en un arma de doble filo. Por ejemplo, en Reddit hay un foro con más de 500.000 personas siguiendo a tan solo una compañía y a ello sumamos la explosión que vivimos con los “MEME Stocks”.

Y además, nuestro querido Credit Suisse, fundado el 5 de julio de 1856, se ha visto empujado al abismo por unos años de mala gestión de sus directivos, inversiones maltrechas, rápidas salidas de capitales y la puntilla final por un tema regulatorio.

Por lo tanto, el hecho de tener más información y más conocimiento se está convirtiendo en algo perjudicial. Y, además, nos invita a poder tomar decisiones de mayor riesgo a la hora de invertir.

La triste conclusión es que el ser humano es el único animal que se tropieza dos veces con la misma piedra. Nada va a cambiar, nada por aprender y seguimos incrementando la colección del museo de los horrores.

En DiverInvest seguimos convencidos de que el sentido común, el trabajo, el control del riesgo y la diversificación deben seguir liderando el futuro de nuestras inversiones.

Un abrazo,
David Levy